La Semana Verde de la UE: ¿Cómo podemos inspirar a las ciudades para que sean más sostenibles y verdes?

La Semana Verde de la UE: ¿Cómo podemos inspirar a las ciudades para que sean más sostenibles y verdes?

17.7.2018

La Semana Verde de la UE: ISGlobal fue invitada a hacer una presentación sobre los beneficios sobre la salud de los entornos naturales en Barcelona

¿Cómo podemos inspirar a las ciudades para que sean más sostenibles y verdes? Esta es la pregunta que se marcó responde la Semana Verde de la Unión Europea (EU Green Week). El tema de la semana era “Ciudades Verdes para un Futuro Verde”, y contó con varias actividades en diversas ciudades europeas. En torno a esta semana especial, se celebró una conferencia de tres días en Bruselas, donde se reunieron representantes de varias ciudades, planificadores urbanos, investigadores y ONG.

ISGlobal fue invitada a hacer una presentación acerca de los beneficios sobre la salud aportados por los entornos naturales en el área de Barcelona, durante la sesión "Naturaleza en la Ciudad" (“Nature in the City”). La idea era hacer una presentación corta, del estilo de las charlas TED (es decir, nada de diapositivas de PowerPoint, ni de modelos estadísticos complicados, y algo que fuera apto para un público no especializado). Para hacerlo aún más complejo, debía hacerse todo en cinco minutos.

Empecé mi presentación haciendo hincapié en uno de los estudios de “verdor” más famosos, publicado en 1984. El estudio (Ulrich, 1984) se centraba en pacientes convalecientes de la extracción de la vesícula biliar. La mitad de los pacientes estaban en habitaciones desde cuyas ventanas podían ver árboles, mientras que la otra mitad veía una pared de hormigón desde la ventana. El estudio demostró que los pacientes que tenían vistas de los árboles se recuperaron en un periodo de tiempo más corto, tomaron menos medicación para el dolor y presentaron menos complicaciones después de la cirugía, en comparación con los pacientes que veían la pared de hormigón. ¿Era posible que el hecho de ver árboles mejorara la recuperación de estos pacientes?

Los espacios naturales ofrecen un lugar donde reducir el estrés, algo muy importante para conservar nuestra salud

Probablemente ahora estés pensando en las vistas desde tu propia ventana. Y si vives en Barcelona, es probable que tus vistas sean como las mías: algo más parecido a una jungla de hormigón que a una jungla verde. La naturaleza sería buena para la ciudadanía de Barcelona, porque hay una gran densidad de construcción en la ciudad, y está muy densamente poblada. El tráfico es denso, la calidad del aire no es muy buena y la ciudad es bastante ruidosa. Los espacios naturales, como los parques urbanos, los corredores verdes y los jardines comunitarios podrían aportar cierto alivio a estos agentes estresantes urbanos, y beneficiar nuestra salud. Se trata de algo que también vimos en la investigación que llevamos a cabo en Barcelona, dentro del proyecto PHENOTYPE. Por ejemplo, a partir de entrevistas detectamos que los espacios naturales ofrecen un lugar donde reducir el estrés, algo muy importante para conservar nuestra salud. Al preguntarles sobre los espacios naturales en Barcelona, los entrevistados respondían, por ejemplo:

 “Es un lugar donde se puede estar tranquilo, y descansar”

 “Puedes ir allí y desconectar”

 “Sientes que estás en un entorno distinto”

 “Se está más relajado sin tráfico, es como una pequeña isla aislada de la ciudad, y me parece bonito”

Parque natural de Collserola (Barcelona). Autora: Wilma Zijlema

Aunque no existen muchos entornos naturales en la ciudad, justo a las afueras de Barcelona se encuentra el Parque Natural de Collserola. Los beneficios de tener un parque natural peri-urbano tan grande se han demostrado en un experimento realizado dentro del proyecto PHENOTYPE. Monitorizamos a un grupo de personas con estrés que pasaban tiempo en el centro de Barcelona, en Collserola y en la playa. Mientras estaban en dichos lugares, se midieron varios aspectos relacionados con sus niveles de estrés, y pudimos ver que, en particular, estas personas tenían niveles de estrés más bajos cuando estaban en el parque natural que cuando estaban en el centro de Barcelona (Triguero-Mas et al., 2017). Por lo tanto, estar en este gran espacio natural ayudó a estas personas estresadas a relajarse.

Los niños y niñas en entornos con una gran cantidad de “verdor” obtuvieron mejores resultados en los tests cognitivos

Finalmente, hice énfasis en los resultados del bien conocido proyecto BREATHE, centrado en la población infantil y su desarrollo cognitivo. Se estudió a los niños, en sus hogares y colegios, durante un periodo de 12 meses. Se recogieron datos acerca de lo “verde” que era su entorno en el hogar y en el colegio, y se pasaron tests cognitivos a todos los niños y niñas. La población infantil en entornos con una gran cantidad de “verdor” obtuvieron mejores resultados en dichos tests cognitivos que los niños y niñas en entornos menos “verdes” (Dadvand et al., 2015). Creo que se trata de algo muy importante, porque los niños y niñas necesitan estar en un entorno saludable para desarrollarse de forma adecuada;  si se dan estas condiciones, se beneficiarán de ello toda la vida.

Resumen visual de la sesión de 'Naturaleza en la Ciudad'

Dotar de espacios naturales a las zonas urbanas y a sus alrededores podría conllevar una mejora de la salud y del bienestar

Otras presentaciones durante la sesión incluyeron un proyecto de ciencia ciudadana para detectar murciélagos en Utrecht (¡sí, en mi patio trasero!); otro sobre jardines urbanos en Manchester (todo un reto, pero se están haciendo pasos en la dirección correcta) y otro acerca de los efectos refrescantes de la vegetación en Trento (complejo pero gratificante). Un resumen visual de la sesión 'Nature in the City', realizado por un artista visual, muestra que “debemos tener objetivos ambiciosos y amplios...” si queremos mejorar el acceso a la naturaleza. Ahora que la mayoría de la población mundial vive en ciudades, necesitamos que las ciudades sean lugares saludables. Dotar de espacios naturales a las zonas urbanas y a sus alrededores podría conllevar una mejora de la salud y del bienestar.