Investigación, Salud Materna, Infantil y Reproductiva

Finaliza el reclutamiento de las mujeres embarazadas participantes en el proyecto RESPIRE

El estudio aportará evidencia científica sobre la epidemiología de enfermedades prevenibles mediante la inmunización materna y contribuirá a orientar futuras estrategias de vacunación

04.05.2022
Foto: Consulta prenatal del Centro de Salud de Maragra, en el distrito de Manhiça, Mozambique, donde acude Gilda, una de las primeras mujeres participantes en el proyecto RESPIRE. (Azucena Bardají)

Poco se imaginaba Gilda que, ese 10 de octubre de 2019, cuando acudió al Centro de Salud de Maragra, situado en el distrito mozambiqueño de Manhiça, iba a ser una de las primeras mujeres embarazadas que participarían el proyecto RESPIRE. Un reclutamiento de 592 mujeres que finalizó el pasado mes de marzo. Bajo el liderazgo de ISGlobal, centro impulsado por la Fundación ”la Caixa”, y en colaboración con el Centro de Investigación en Salud de Manhiça (CISM), el proyecto ayudará a determinar la incidencia de infecciones respiratorias agudas asociadas al Virus Respiratorio Sinciatial (VRS) tanto en mujeres embarazadas como en la población infantil de una zona rural del África subsahariana. Además, también se evaluarán la mortalidad y los factores de riesgo asociados a estas infecciones, incluyendo comorbilidades como el VIH y la malaria.

Inmunización materna contra la morbilidad y la mortalidad infantil

Aunque prevenibles por vacunación a través de la inmunización materna, las infecciones por VRS causaron, solo en 2015, 33,1 millones de episodios de infecciones respiratorias agudas bajas y entre 48.000 y 74.500 muertes en menores de 5 años —la gran mayoría en países de ingresos bajos y medios, y durante los seis primeros meses de vida.

La inmunización materna es una herramienta prometedora para abordar la morbilidad y la mortalidad infantil en todo el mundo. Consiste en administrar vacunas en las mujeres durante el embarazo con tal de proporcionar protección contra enfermedades infecciosas graves ya sea en la madre, en el recién nacido o en ambos. Esto es posible cuando los anticuerpos de la madre pasan al feto a través de la placenta, durante el embarazo, o al lactante por medio de la leche materna. Por consiguiente, brinda una protección pasiva específica de antígeno contra las infecciones en los primeros meses de vida, el período de mayor vulnerabilidad inmunológica.

Siendo el VRS una de las principales causas de morbilidad y mortalidad en este grupo de edad, la Organización Mundial de la Salud (OMS) reconoce la necesidad de disponer de vacunas contra el VRS de alta calidad, seguras, eficaces, asequibles y accesibles que prevengan la enfermedad grave y la muerte de los lactantes, y que sean adecuadas para su uso en países de ingresos bajos y medios.

“Sin embargo, para poder desarrollar una estrategia de inmunización materna contra el VRS, es necesario disponer de mejores estimaciones globales y actualizadas de la carga de la enfermedad mediante estudios epidemiológicos rigurosos”, subraya Azucena Bardají, coordinadora del proyecto e investigadora de ISGlobal.

Más evidencia científica para orientar futuras estrategias de vacunación

RESPIRE es un estudio observacional prospectivo, es decir que el equipo investigador realiza una vigilancia pasiva de las personas participantes a lo largo del tiempo y, en ambos grupos poblacionales, se recogen datos clínicos y demográficos mediante cuestionarios estandarizados, y muestras respiratorias para la detección del VRS mediante métodos moleculares (tecnología TaqMan Array Card).

En el caso de las mujeres, el reclutamiento se ha efectuado en centros de atención prenatal, servicios ambulatorios, consultas externas y salas de parto, de los centros de salud de Palmeiras y Maragra, situados a 9 y 20 kilometros de Manhiça, en el sur de Mozambique, cuando las pacientes acudían con signos clínicos de infecciones respiratorias agudas (IRA).

En lo que respecta a la población infantil, el equipo del estudio está estudiando también a bebés y niños de menos de 5 años ingresados por neumonía grave en el Hospital Distrital de Manhiça. Se espera que a finales de año, cuando finalice el reclutamiento, se dispongan de datos de 582 niños y con ello poder determinar la incidencia de IRAs que han requerido hospitalización y la mortalidad asociada a la infección por el VRS.

Bardají está convencida de que los resultados del estudio “generarán información para orientar a los Ministerios de Salud de países como Mozambique en la toma de decisiones acerca de la recomendación y aplicación de políticas de inmunización materna a nivel nacional y regional.”

RESPIRE es uno de los 36 proyectos de investigación en enfermedades infecciosas —y uno de los siete liderados por ISGlobal— que la Fundación La Marató de TV3 ha financiado con la recaudación obtenida a través del programa solidario, en diciembre de 2017.

592 mujeres embarazadas han participado en el proyecto RESPIRE tras su reclutamiento en el sur de Mozambique.
592 mujeres embarazadas han sido reclutadas en el sur de Mozambique para participar en el proyecto RESPIRE. (Azucena Bardají)